13 de abril de 2008

Love in the afternoon.


Creo que ser cursi está un poco subestimado. Todos en algún momento de nuestra vida nos tenemos que dar la oportunidad de ser cursi, y no refrenar los pensamientos del tipo: es el amor de mi vida, su sonrisa me ilumina. Sin duda, el hombre de mis sueños ama las comedias románticas.




PD: Gracias Billy Wilder por alegrarme las tristes tardes de los domingos con tu magia cinematográfica y tus ganas de enamorarme de la vida.

4 comentarios:

☼ Karen ☼ dijo...

jeje... en ocasiones es bueno ser cursi....

Solo que en ocasiones me burlo de los cursis,...xD

Pero suelo ser mas cursi que nada...

pipi dijo...

no hay que temerle a lo cursi, sobre todo porque hay cosas que no se pueden decir sin caer en la cursilería jaja es así, no nos reprimamos más

Damian! dijo...

sisi, lo cursi suele ser... entretenido de ves en cuando, pero jamas quedarse en los sueños de un cursi...
Pueden ser peligrosos...
Besos muchachita

cursi enamorada del amor dijo...

yo seré una cursi toda la vida !! es q no lo puedo evitar... je
saludos